Páginas

lunes, agosto 29, 2011

jueves, agosto 25, 2011

Infierno


Deidad suprema de mi ser,
¿por qué me has condenado
a un cruel infierno de soledad
de donde no hay esperanza alguna de salir,
por mis imperdonables culpas
o porque es este tu reino?

lunes, agosto 22, 2011

Blancas margaritas


Brotarían blancas margaritas en el desierto,
el mar vomitaría perlas sobre la playa,
la noche volvería a poblarse de alegres hadas
que cantaran al amor eterno,
la muerte lloraría su derrota,
la Tierra entera brillaría como un sol
y amanecerían en mi frente
todos los misterios,
si ella, la mujer que sabe mi nombre,
me abriera sus brazos.


jueves, agosto 18, 2011

Alba


Sí, te quiero.
Pese a que tu corazón está cerrado.
Pese a que tu sueldo es de esclavo.

Te quiero
por esta luz.

lunes, agosto 15, 2011

Tu Ametralladora



No, no estás cansada de mí,
no estás harta de mí,
no me odias,
ni me detestas,
ni quieres hacerme mal,
ni quieres que me vaya lejos,
ni tu deseo es marcar distancias de una vez por todas.
No, Jarifa, cuando anoche
dirigiste contra mí el cañón de tu ametralladora,
lo que quisiste fue simplemente
VERME MUERTO.
Soltaré amarras,
iré donde sople el viento,
como el marinero más triste,
y si alguna vez vuelvo a ti,
mi barco será antibalas,
como el Titánic.


jueves, agosto 11, 2011

Ruinas


Como cuando en un sueño
vuelvo a las estancias de una casa ya derruida,
mi locura vuelve a pedirte amor,
después de que amputaras mi esperanza.
¿Qué dejé olvidado entre aquellos muros?
¿Qué responderás a los requiebros de un loco?

lunes, agosto 08, 2011

Mi Garganta



Mi garganta quiere cantar al vacío,
con un silencioso llanto
cuyo eco sea de agua amarga.
Sombra verde bajo el árbol de los frutos grotescos,
tu refugio no refresca;
arroyo oscuro que baja al lago de inmensa quietud,
tus aguas no sacian la sed;
dama hermosa que rechazas mi requiebro desgarrado,
tu voz se vuelve amenaza en la noche.

jueves, agosto 04, 2011

Mi Pasión


Dicen los hijos de la frivolidad
que mi pasión eterna
se curará en pocos días.
Pero mi amor no es juguete inerte del tiempo
sino el hijo más amado de mi libertad.
Quiero ser uno contigo, amada,
porque tú eres la ignota raíz que me sustenta,
y la luz adonde se dirigen mis ramas,
la orilla hacia la que se afanan mis olas
aquel latido al que no puedo renunciar mañana
porque todavía lo recordará
el polvo de mis huesos en la tumba.

lunes, agosto 01, 2011

Nana




Cierra tus ojos, mi Jarifa hermosa,
y, durmiendo, al fin fuerzas recupera,
no estés inquieta por una quimera
ni algo incierto te tenga temerosa.

Deja ya de velar por cualquier cosa,
disuelve tu ego, siéntete ligera,
el mundo entero está a tu cabecera
afloja tu cuerpo, tu mente reposa.

Mi voz escuchas ya en la lejanía,
tu cuerpo flota, perdido su peso,
entre los astros, lleno de armonía.

Tu mente a los sueños tiene ya acceso
y al verte tan bella, Jarifa mía,
me acerco a tu boca y te arrimo un beso.